El iPhone 11 Pro y su acceso a la ubicación

Un investigador de seguridad ha descubierto que el iPhone 11 Pro recoge información de su ubicación en algunas circunstancias muy determinadas aún cuando las opciones en la app Ajustes indicarían que no debe hacerlo.

¿Ajustes de localización?

En el apartado Privacidad de la app Ajustes de nuestro iPhone o iPad, dentro de la sección Localización, podemos decidir qué apps tienen acceso a la ubicación de nuestro dispositivo. Además también podemos decidir qué servicios del sistema tienen acceso a esta información.

Estos servicios son por ejemplo Buscar mi iPhone, Llamadas de emergencia y SOS, Zona horaria o Búsqueda de red móvil. Es decir se trata de funciones del sistema operativo del dispositivo que necesita para poder ofrecer todas sus funciones. ¿Son imprescindibles? No, de lo contrario Apple no podría permitir que se desactivaran pero sí son de gran importancia. Es de esperar, por ejemplo, que cuando un iPhone o Apple Watch llama automáticamente a emergencias pueda transmitir su ubicación para obtener ayuda o que el iPhone cambie automáticamente la hora cuando viajamos.

¿Qué se ha descubierto?

KrebsOnSecurity es un investigador de seguridad que ha descubierto que el iPhone 11 tiene un comportamiento algo extraño con la ubicación GPS del aparato y los ajustes que lo gobiernan. Lo explica de la siguiente forma:

Uno de los comportamientos más curiosos del nuevo iPhone 11 Pro de Apple es que busca de forma intermitente la información de localización del usuario incluso cuando todas las aplicaciones y servicios del sistema en el teléfono están configurados individualmente para nunca usar estos datos. Apple dice que esto es por diseño, pero la respuesta parece estar en desacuerdo con la política de privacidad de la compañía […]

La política [dice]: «También puede desactivar los servicios de sistema basados en la localización tocando en Servicios de Sistema y desactivando cada servicio de sistema basado en la localización.» Pero aparentemente hay algunos servicios de sistema en este modelo (y posiblemente en otros modelos de iPhone 11) que solicitan datos de localización y no pueden ser desactivados por los usuarios sin desactivar completamente los servicios de localización, ya que el icono de flecha sigue apareciendo periódicamente incluso después de desactivar individualmente todos los servicios del sistema que utilizan la localización.

Es decir, aún cuando desactivamos el acceso a la ubicación de todos los servicios del sistema y de todas las apps el dispositivo sigue accediendo a sus ubicaciones en el momento en que se conecta a redes Wi-Fi o de datos móviles.

¿Qué ha contestado Apple?

La respuesta de Apple es clara, hay algunos servicios del sistema que tienen que acceder a la ubicación y no se ofrece al usuario la opción de desactivarlos. Un ingeniero de Apple contestó a KrebsOnSecurity de la siguiente forma:

«No vemos ninguna implicación de seguridad real. Es el comportamiento esperado que el icono de servicios de localización aparezca en la barra de estado cuando se usan los servicios de localización. El icono aparece para los servicios del sistema que no tienen un conmutador en opciones.»

¿Twitter de Hoy en Apple? ¡Quiero unirme!

¿Y esto que representa?

En primer lugar es importante clarificar que si desactivamos por completo los servicios de localización el iPhone (o iPad) nunca, en ninguna circunstancia, va a acceder a su ubicación a través del GPS. Es tan sencillo como desactivar Localización en el apartado Privacidad dentro de la app Ajustes.

Este sencillo echo respalda las palabras de Apple cuando dice que no hay ninguna implicación de seguridad real pues somos nosotros los que elegimos si queremos que el dispositivo use o no la ubicación.

Pero en todo este asunto hay una pregunta importante, ¿para qué querríamos que nuestro dispositivo nunca, en ningún momento, accediera a la ubicación? La única respuesta es la privacidad. Apple se caracteriza por respetar la privacidad de los usuarios de forma totalmente prioritaria, y si alguien

¿Hay algún porqué?

Podemos especular. Por ejemplo conocemos que en algún momento llegará el esperado Apple Tag, la etiqueta de seguimiento que nos permitirá localizar objetos donde la peguemos. Si esta función se está probando de forma interna en los nuevos iPhone Apple no puede colocar un interruptor a la vista de todos en Ajustes para revelar este dispositivo del que, recordemos, no hay ninguna confirmación oficial.

También podemos hablar del chip U1 de los nuevos iPhone. Este chip dota al dispositivo de lo que Apple llama consciencia espacial, permite que sepa qué otros dispositivos tiene cerca, por ejemplo para usar AirDrop, es como un radar.

Más allá de la seguridad, ¿debería Apple mostrar un ajuste para los servicios de sistema que ahora mismo no lo tienen? Cuéntanoslo en los comentarios.