Cómo alinear los iconos del escritorio

El escritorio de nuestro Mac es el lugar más visible donde podemos guardar archivos. Si bien es cierto que se recomienda tener el escritorio lo más vacío posible para mejorar el rendimiento del ordenador, a veces tener los archivos a mano mientras estamos trabajando en ellos es lo mas cómodo.

De forma predeterminada, los archivos que colocamos en el escritorio permanecen exactamente donde los hemos dejado, no hay ninguna clase de orden o patrón.

Para alinear los iconos del escritorio los pasos son:

  1. Hacemos clic secundario (derecho) en el escritorio.
  2. Elegimos «Alinear».

Con esto hemos alineado los archivos que ahora mismo se encuentran en el escritorio, pero cualquier otro que añadamos o incluso moviendo los actuales volvemos a desordenar la cuadricula.

Afortunadamente, podemos pedirle a nuestro Mac que cualquier archivo que pongamos en el escritorio se «adhiera» a la retícula invisible y por lo tanto queden siempre los archivos cuadriculados.

Los pasos son sencillos:

  1. Nos situamos en el escritorio.
  2. En el menú «Visualización» elegimos «Mostrar opciones de visualización».
  3. En «Ordenar por» seleccionamos «Alinear con retícula».
Antes y después.

¡Ahora sí! A partir de ahora todos los archivos del escritorio respetarán una distribución de cuadricula y tendrá un aspecto mucho más ordenado.